Home / Asistente Virtual / Decir “No” a estas 5 cosas mejorará tu calidad de vida

Decir “No” a estas 5 cosas mejorará tu calidad de vida

En la comunidad del emprendedor decir “no” está mal visto. Puede parecer egoísta decir “no” a alguien cuando realmente dependes del apoyo y la ayuda ajena. Sin embargo, hay una gran diferencia entre decir “sí” y “no”, que depende de las circunstancias que rodean tal petición o evento. Decir “no” a cosas puede ser tan importante como un “sí” en tu crecimiento como emprendedor y para el crecimiento de la empresa.

a4d75dba-b330-43ac-97ce-9127f1248ba2

Entonces, ¿cómo saber cuando dices que sí o que no adecuadamente? Realmente, va de cómo te haga sentir la respuesta. Decir “sí” a las cosas adecuadas te hace sentir bien. Ganas energía, te creces y excitas diciendo que sí a la gente, sitios y acciones que te acercan a tu visión.

Si estás diciendo que “sí” y te sientes mal, temiendo al siguiente paso o preguntándote por qué aceptaste lo que sea que estás a punto de hacer, necesitas aprender los efectos positivos de decir que “no”. “No” crea límites. “No” crea más espacio para las cosas del “sí” en tu vida. “No” puede hacer que te sientas mejor, más positivo y lleno que un “sí” cuando está bien dicho.

Aquí tienes 5 cosas importantes a las que decir “no” este año:

“No” a tareas que puedas externalizar.

Los emprendedores necesitan, básicamente, dos cosas: tiempo y dinero. Puedes crear más dinero, pero no más tiempo. Siempre habrá 24 horas en tu día, sin excepciones. No puedes controlar la cantidad de tiempo al que tienes acceso, concéntrate en cambio en la cantidad de tiempo que puedes pasar a otros. Externalizar es un modo fantástico de mantener ese equilibrio en tu vida y negocio.

¿Tu tiempo mejor gastado es el que pasas limpiando? ¿no? Entonces contrata a alguien que limpie. ¿Tu tiempo mejor gastado es el que pasas preparando comidas o respondiendo al teléfono? Puedes externalizar ambas cosas. Mira en cuantas cosas puedes decir que “no”.

“No” a cosas que no compartan tu visión.

Antes de decir que “sí” a cualquier petición, pregúntate si se adapta a tu visión. Hay muchas actividades como entrevistas en podcast, eventos de caridad, oportunidades de mecenazgo y un largo etcétera en lo que involucrarte. Sin embargo, no porque algo es una buena causa, buen producto o idea inteligente, significa necesariamente que comparta tu visión. Di “no” a todas las acciones o eventos que no se adecuen a tu visión. Recuerda, necesitas tiempo porque no puedes crear más, di que “no” a cosas que no contribuyan directamente a una mejor versión de tu visión.

“No” a cosas que te distraigan y destruyan tu tiempo.

¡Seguimos hablando del tiempo! El tiempo es tu recurso más preciado, así que no dejes que ninguna actividad lo distraiga o destruya. Es cuestión de establecer límites con los demás. ¿Tienes un amigo al que le gusta cotillear? No tienes tiempo para eso. Di “no” a esa conversación o no contestes el teléfono. ¿Tienes personal que se enrolla o habla del partido de anoche? Decide qué tiempo te roba eso o destrúyelo por completo. ¿Tus amigos quieren salir cada viernes noche? Si no sacas nada de valor de esas interacciones quizá es el momento de dejarlas ir.

Di “no” a todo aquello que no te haga mejor y te haga perder tiempo.

“No” a lo insano para tu cuerpo y mente.

No tienes tiempo de estar enfermo o lento. Enserio, no. Tómate tu salud y bienestar seriamente, porque justo al lado del tiempo está tu salud para que puedas disfrutar de tu tiempo y tu negocio. Basura dentro, basura fuera. Asegúrate de estar diciendo que “no” a cualquier basura que metas en tu cuerpo o mente. “No” a la negatividad, “No” a la mala o falsa comida. Di “no” a los pensamientos, actividades y demás que no sean buenos para ti. Di “no” adecuadamente para mantenerte sano.

“No” si escapa a tu control o no depende de ti.

Hay cosas en esta vida que están inevitablemente fuera de tu control, de hecho muchas. Así que elige. Puedes comerte la cabeza por cosas tales como el gobierno, la economía, tu pareja, el clima o cualquier otra variable fuera de tu poder, o puedes optar por decir “no” a la tensión que viene por molestarse por cosas que escapan a tu control.

No se trata de renunciar, se trata de saber que vas a conseguirlo contra viento y marea. Francamente, preocuparte o creer que puedes controlar lo ajeno solo crea estrés y pérdidas de tiempo. Di “no” a la creencia de que puedes controlarlo todo. Di “no” al estrés innecesario que viene de intentar cambiar aquello que no depende de ti.

Via Entrepreneur

Si te gusta comparte....Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedInEmail this to someonePrint this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top